Superior

Piazza del Duomo, Florencia

La Piazza del Duomo es una de las principales plazas de Florencia junto con la de la Signoria. Su renombre e indudable atractivo turístico se deben a la enorme concentración de obra artística que alberga y que, por si misma, justificaría un viaje a esta maravillosa ciudad. Ha sido escenario de la vida florentina y receptáculo de todos los avances artísticos del Renacimiento en todas sus disciplinas, si bien cabe destacar dos muy importantes, la arquitectura y la escultura de las que hablaremos mas adelante. La Piazza del Duomo se puede dividir en cuatro monumentos básicos

Santa Maria del Fiore

Se trata de la catedral (duomo, en italiano) de Florencia. Construida para rivalizar con las catedrales de otras ciudades de la Toscana como Pisa o Siena y para representar el extraordinario auge económico y político que la ciudad estaba cogiendo. Tal fue el empeño en realizar tan majestuosa iglesia que en la actualidad sigue estando entre las cinco mas grandes de la cristiandad. Con múltiples cambios de diseño y extensión, la obras se iniciaron en el siglo XIII y no se terminarían hasta bien entrado el siglo XV debido, en gran parte, a la complejidad que acarreaba la construcción de su impresionante cúpula.
Se trata de una iglesia de tres naves, con planta en cruz, tres puertas (la de la fachada principal y dos laterales), en la que se funden las características arquitectónicas del  gótico tardío con el clasicismo del final de renacimiento. Sus paredes exteriores están cubiertas por bandas de mármol de distintas procedencias: blancos, de Carrara, verdes, de Prato y rojos, de Siena. Esta decoración es idéntica a la que se colocará en las dos construcciones anejas, el Baptisterio y el Campanile. Entre las obras de arte de su interior destacan los frescos de Paolo Ucello, las 44 vidrieras del XIV y XV, los relieves de Ghiberti y las esculturas de autores diversos como Benedetto da Maiano. Una mención especial merece la cúpula que citábamos antes. Se trata de una obra del genial Brunelleschi, que consiguió el prodigio de cubrir los 45,6 metros que se abren sobre el presbiterio por medio de una cúpula que se autosostiene: una cúpula exterior, más alta, crea el entramado que sostiene a otra cúpula que es la que vemos desde el interior. Para ello fue necesario aplicar nuevos conceptos arquitectónicos en la disposición de los ladrillos, el uso de materiales ligeros y la aplicación de un nuevo sitema de alzado. El interior de esta “doble” cúpula es un espacio por el que circula la escalera de ascenso a su punta. Visita más que aconsejable por la vista que ofrece de la ciudad y del propio edificio. El pavimento de mármol es obra dl siglo XVIII.

El Campanile

En su construcción se suceden grandes nombres de artistas del renacimiento, principalmente Giotto, Andrea Pisano y Luca della Robbia. Junto con la cúpula foema parte del perfil inconfundible de la ciudad y, sin duda,  la “flecha” que nos señala la posición de la Piazza del Duomo. Como otras construcciones (véase Pisa) italianas de la época, el campanario de la catedral se construye independiente de esta, como una construcción separada. La decoración sigue los mismos esquemas de la catedral con la alternancia de mármoles pero lo que más llama la atención es su tremenda altura y la gracilidad de sus formas. La vista que ofrece desde la cima de la cúpula es sencillamente formidable.

Baptisterio, el centro de la Piazza del Duomo

Cúpula se Santa María de las Flores, Piazza del Duomo, Florencia

Vista desde la cúpula

Campanile desde la cúpula, Piazza del Duomo, Florencia

Vista del Campanile desde la cúpula

Baptisterio, Piazza del Duomo, Florencia

Baptisterio
Fachada lateral

Cúpula de la catedral, Piazza del Duomo, Florencia

Ascenso a la cúpula-
Vista interior

Pavimento de la catedral, Piazza del Duomo, Florencia

Pavimento de mármol en el interior del Duomo

Interior del Duomo, Piazza del Duomo, Florencia

Vista del interior del Duomo,
ascenso a la cúpula

Fachada del Duomo, Piazza del Duomo, Florencia

Fachada lateral
Duomo

Fachada, Piazza del Duomo, Florencia

Fachada principal.
Duomo

Se trata de la tercera construcción asociada a la iglesia principal. Se construye según la tradición toscana, separada de la catedral de la misma forma que hemos visto al hablar del Campanile y hace que todo el tránsito de la Piazza del Duomo se efectúe alrededor de él. De planta octogonal, es probablemente el edificio religioso más antiguo de la ciudad siendo un magnífico exponente del románico florentino, si bien sufrió diversas alteraciones como el revestimiento exterior para darle coherencia a todo el conjunto catedralicio y la colocación de sus maravillosas puertas de bronce, de Ghiberti y que, según Miguel Angel, debían ser, sin duda, las mismas puertas del Paraíso.

Museo dell’Opera del Duomo

Ocupa el espacio del taller de Ghiberti y es especialmente interesante por la visión que nos transmite sobre la escultura florentina entre los siglos XIII y XV y, sobre todo, porque es aquí dónde podemos ver obras originales que anteriormente estaban en los edificios que hemos mencionado anteriormente. Así, podemos contemplar las puertas originales del Baptisterio, las estatuas de la fachada antigua del Duomo, una inacabada Piedad de Miguel Angel, estatuas de della Robbia y Donatelo, artesonados del Campanile y la famosa estatua del Zuccone (“Cabezota”) esculpida por Donatello.

Enlaces de interés
Entrada de la Wikipedia sobre Florencia.
Lee nuestra entrada sobre la Piazza della Signoria

No comments yet.

Deja un comentario